BUENOS AIRES.- Él es Lucas Mariano Loccisano mejor conocido como Locho. Cantante y ex participante de Combate 2018, donde llegó a la final y quedó subcampeón. Tiene una banda llamada La Pared y además hace covers en sus redes sociales. Hoy se encuentra dentro del panel de tenemos Wi-Fi con Nicolas Occhiato y también del programa Con Amigos Así conducido por el Pollo Álvarez. La periodista Flopi Duré de Voces Críticas, dialogó sobre sus inicios, las pruebas en Combate y contó una anécdota buenísima de su mamá que es sexóloga.

Flopi Duré entrevistó a Lucas Mariano Loccisano (LOCHO) ex participante de Combate 2018

V. C.: Contanos, ¿por qué el apodo de Locho?

Mirá también

L. M. L.: Siempre quise tener una buena historia y entretenida para eso, pero nunca la encontré, así que tengo que contar la verdad que es bastante aburrida. A mi hermana le decían Lochi por Loccisano y a mí me empezaron a decir Locho por mi hermana, porque mi hermana era muy famosa de chiquitita, trabajaba con Víctor Hugo Morales. Después mi hermana dejó de trabajar en la tele y ahora me pusieron a mí el apodo.

V. C.: ¿Cómo llegaste a Combate?

L. M. L.: Nunca miré combate ni lo miraría. No soy muy fan del deporte, pero está buena la parte del reality y de la competencia también. Fui a lo de Guido Kaczka primero a cantar, me fue muy bien ahí gracias a Dios, ahí se me rompió el celular, siempre está la magia de Guido Kaczka que con cualquier cosa puede hacer un programa. Gracias a Dios me fue bien ahí y me llamaron al casting en vivo en Combate, hice el casting en general y pase las pruebas físicas que pensaba que no iba a pasar, gracias a Dios quedé y todo bien.

V. C.: ¿ Todo fue porqué fuiste al programa de Guido?

L. M. L.: Todo arrancó ahí, en los programas que estoy hoy y  es porque fui al programa de Guido y después entre a combate.

V. C.: ¿Qué te llevas de combate? Ese programa que lo ve un montón de gente.

L. M. L.: Fue el comienzo de mi carrera artística. Una de las mejores experiencias de mi vida, no tengo dudas, aprendí un montón. Lo que más me llevo es eso de luchar por los sueños, uno siempre está estancado y no sabe por dónde salir y hay que luchar por los sueños porque más tarde o más temprano todo se termina dando y todo conlleva a lo que querés que pase.

V. C.: ¿ Qué hacías antes de entrar a Combate?

L. M. L.: Trabajar en una oficina, tocaba mucho con mi banda.

V. C.: ¿Cómo se llama tu banda?

L. M. L.: La Pared. Tocaba con ellos, hacía castings y publicidades pero no estaba en ningún programa de aire y trabajaba en una oficina.

V. C.: ¿Adelgazaste mucho en combate?

L. M. L.: Mucho, ahora estoy engordando de vuelta, me quiero morir. Adelgace como 7 kilos porque te hacen entrenar todos los días.

V. C.: Contanos sobre tu carrera musical.

L. M. L.: A los 5 años empecé a estudiar música, obviamente a los 5 años no quería estudiar música, porque a los 5 años nadie sabe qué hacer, me llevaron mis viejos porque no me aguantaban más, me escapaba en la playa y cosas por el estilo, hasta que a los tres o cuatro años me pusieron un walkman y estuve una hora quieto sin moverme, por eso me llevaron a los cinco años y estudié hasta los 13 en un conservatorio para menores. Después dejé la música porque me gustaba mucho el deporte, empecé a dedicarme al deporte hasta que tuve un accidente y no hice más deporte y agarré la guitarra y no la solté más.

V. C.: ¿Ahora cantas en las redes sociales? ¿Vas a sacar algún disco?

L. M. L.: Sí, eso es a lo que me quiero dedicar. Vamos a sacar tema por tema.

V. C.: ¿Tu mamá es sexóloga?

L. M. L.: Sí, encima tiene ganas de ir a los programas, no se pone nerviosa ni nada, es tremendo. Es sexóloga, es rarísimo.

V. C.: ¿Cómo es vivir con una mamá sexóloga?

L. M. L.: Es raro, es diferente. En realidad ella es psicóloga y aparte se dedica la sexología; se recibió como un plus de su carrera. Habla con todo el mundo sobre sexo cuando vienen a mi casa y a mí ya no me da vergüenza porque estoy acostumbrado.

V. C.: ¿De chico te ponía incómodo?

L. M. L.: De chico me ponía incómodo sí. Hay situaciones rarísimas que viví. Ella una vez hacía tapersex, que es donde se venden los juguetes y miles de cosas para la sexualidad, es como un sex shop pero se llama tapersex porque es en casa, como un showroom de consoladores. Una vez vino una nueva chica que nos ayudaba a limpiar en casa,  le estaba mostrando la casa y mi vieja tenía los consoladores en la cama para después exponerlos en mi comedor y venderlos, cuando yo le estaba mostrando las habitaciones abro la habitación de mi vieja y era una jauría de consoladores con una montaña de colores, fue la peor situación y la chica se quedó quieta no podía entender en dónde estaba, le tuve que explicar toda la situación.

V. C.: ¿A qué te dedicas ahora?

L. M. L.: Estoy en Con Amigos Así arranca dentro de 5 o 6 días y trabajando en Tenemos Wi-fi también.

V. C.: ¿Cuál es tu papel en Tenemos Wi-fi?

L. M. L.: Estamos viendo cada uno nuestro papel porque todavía no lo descubrimos. Es un programa muy dinámico en donde estamos todos, dónde también todo surge en el momento, donde hay juegos y cosas por el estilo. Así que soy como un participante más del programa.

V. C.: Vamos a hacer un pin pon de preguntas para conocerte mejor a vos.

¿Qué es lo mejor y lo peor de ser famoso?

L. M. L.: Nunca me gustó la palabra famoso. Pero lo mejor de ser más popular es el cariño de la gente y lo peor es que te cataloguen como si fueras un creído o un egocéntrico. Gente que bardea sin conocerte.

V. C.: Si no trabajarías en los medios o no fueras cantante. ¿Qué serías?

L. M. L.: En realidad no haría otra cosa que no sea esto, pero trabajaría de periodista.

V. C.: ¿En qué gastaste tu primer sueldo?

L. M. L.: En una placa para grabar música.

V. C.: ¿Un ídolo o una ídola?

L. M. L.: Ricardo Arjona.

V. C.: ¿Un lugar para vacacionar?

L. M. L.: Tailandia.

V. C.: ¿Cuál es la palabra o frase que más uses?

L. M. L.: Me parece un montón.

V. C.: ¿La mejor noticia que hayas recibido en tu vida?

L. M. L.: Cuando entré a Combate.

V. C.: ¿Una app que uses mucho?

L. M. L.: Instagram.

V. C.: ¿Un emoji?

L. M. L.: El de la carita con corazones en los ojitos 😍

V. C.: ¿Sabes lo que son las bolucompras?

L. M. L.: Las compras boludas calculo.

V. C.: ¿Tenés alguna que hayas hecho?

L. M. L.: Sí miles. Hago bolucompras todos los días. Me empecino con algo y lo busco hasta el que lo compro. Hace poco me compré 12 tubos de luz para unos vídeos que no los use al final porque no me gusta como se ve en la cámara.

V. C.: ¿Alguna anécdota divertida que nos puedas contar?

L. M. L.: La mejor anécdota de Combate es cuando canté Tira Para Arriba, nadie esperaba algo así y por la tele no se vivió tanto cómo se vivió ahí, siempre digo que todo lo que es armado no funciona, la televisión es 100% espontaneidad. Cuando lo pensás y lo planeas no pasa nada en realidad, porque no pasa lo que está pasando en tu cabeza. Lo que es espontáneo, es espontáneo para todos también y supera todas las expectativas.

V. C.: ¿Una canción que te guste mucho?

L. M. L.: A rodar mi vida.

V. C.: ¿ A qué le tenés miedo?

L. M. L.: A la soledad y a las cucarachas que vuelan.

V. C.: ¿ Choripán o sushi?

L. M. L.: Chori.

V. C.: ¿Vino o cerveza?

L. M. L.: Birra, soy fan de la birra.

V. C.: ¿Playa o montaña?

L. M. L.: Diría montaña pero para esquiar nada más.

V. C.: ¿Comida favorita?

L. M. L.: Milanesa napolitana sin dudas.

V. C.: ¿Dónde te ves dentro de 10 años?

L. M. L.: Me gustaría estar conduciendo un programa y siendo papá.