Voces Críticas entrevistó a Gabriel Toro de la fundación Juntos a la Par y nos contó de la importancia de la tecnología freestyle libre para los niños diabéticos.

V. C.: ¿Qué es la tecnología freestyle libre? ¿Para qué sirve?

Mirá también

G. T.: Esta tecnología sirve para el control de la diabetes. La implementación es un gran paso para la provincia, es un puntapié inicial para que todo el mundo tome conciencia de que el seguimiento, control y monitoreo continuo de la diabetes es clave y fundamental para evitar futuras complicaciones en nuestros hijos y adolescentes.

V. C.: ¿Hay muchas consultas respecto al nuevo freestyle libre?

G. T.: Sí, es un sistema nuevo, hay muchas consultas. En mi caso, en mi familia lo tenemos hace un año. Con respecto a la promulgación de la ley tenemos que reforzar esto, que llamen a la comunidad hacer talleres y conozcan esto.

V. C.: ¿Es difícil convivir con un niño que tiene diabetes?

G. T.: Sí. Generalmente nosotros conocemos la diabetes tipo 2 y cuándo nos toca tener un hijo con diabetes tipo 1 se nos complica muchísimo. Hay mucha desinformación, no se toma en serio esta enfermedad. La verdad que cuesta. A veces no dormimos porque tenemos que despertarnos a las 3 de la mañana o a las 5 de la mañana para hacer los controles. Si tenemos el freestyle libre se nos hace mucho más fácil hacer los controles, y que no se descompense.

V. C.: Más allá que va alivianar la preocupación ¿También le va a hacer la vida mucho más llevadera al joven, al adolescente o al niño si tiene este tipo de tecnología en su cuerpo?

G. T.: Sí, por supuesto. Esta tecnología como es el monitoreo continuo de la glucosa nos ayuda muchísimo. Teniendo ese control, y siendo o bien puntuales en cuando accionar, mejoramos en un 80% los patrones en buenas condiciones. Le cambia muchísimo la vida a los niños, qué son los principales afectados.

V. C.: ¿ Está al alcance de todos el costo de este sistema?

G. T.: No, Hay que hacer un verdadero esfuerzo. Al menos nosotros lo tenemos gracias a los abuelos, los tíos, hacemos una vaquita donde además de todos los gastos que ya tenemos en la familia tenemos que sumarle $4000 mínimo todos los meses para tener esto. Cuando no lo tenemos aumenta la angustia porque hay que pinchar hasta 7 veces para tener el mismo control.

V. C.: ¿Cuál es el costo del aparato en sí?

G. T.: Nosotros hacemos un gasto de alrededor de $4000.

V. C.: ¿Cuánto se le reduce el gasto con las obras sociales por la ley de diabetes?

G. T.: Esa plata, los $4000. Que la verdad viene bien para usarlo por ejemplo en un club deportivo porque los niños también tienen que hacer deportes. Porque capaz que compramos el freestyle pero no nos está alcanzando para otras cosas.

V. C.: ¿Qué otros costos se tiene una vez que se obtiene el freestyle?

G. T.: También se tiene que gastar en tiras reactivas y la canasta básica de alimentos es distinta, tiene un costo más caro.