SALTA.- La concejal Romina Arroyo, habló con Voces Críticas sobre el proyecto del crematorio municipal.

V. C.: ¿Cuál es su posición en torno al proyecto de ordenanza para instalar un crematorio municipal?

Mirá también

R. A.: En algunos medios me preguntaron acerca del proyecto de crematorios municipales, y por supuesto que conozco la realidad de nuestros cementerios públicos, que están desbordadas sus fosas comunes por aquellos que no pueden pagar, y también están desbordados los nichos. Hay datos que no figuran en el expediente de este proyecto, y por más que sale millones de dólares, lo están poniéndolo como preferencia con o sin dictamen. Es un proyecto que sale millones de dólares, y sería muy importante brindar a la comunidad este servicio siempre y cuando no se beneficie a una o unas empresas privadas. Planteo que el servicio es necesario, pero este servicio tiene que ser público, brindado por el Estado, y que no se busque fines de lucro por parte de una empresa privada. Los salteños estamos haciendo un esfuerzo muy grande para pagar los tributos, y no corresponde tener que hacer un esfuerzo aún mayor para que se beneficie una empresa privada. No tenemos porqué soportar una carga tributaria para solventar una empresa privada. Estoy totalmente convencida de que este proyecto, así como está, no tiene que llevarse al recinto, no tiene que aprobarse y se tiene que trabajar de una manera que beneficie a toda la comunidad de Salta.

V. C.: ¿Cómo se va a sustentar este proyecto? ¿Va a ser un servicio pago o un servicio gratuito para los ciudadanos?

R. A.: Por esto creo que no se puede llevar un proyecto de esta envergadura sin contar con estos informes correspondientes. He enviado hace dos semanas un pedido de informe al Municipio preguntando cuáles serían los costos de tener un crematorio público municipal. Quiero saber si lo que se pretende es brindar un servicio de cremación para aquellas personas que no puedan pagarlo, porque no todo el mundo puede acceder al servicio de cremación y pagar $30.000, que es lo que se está cobrando en la empresa privada. Creo que el objetivo sería que el Municipio brinde este servicio para las personas que menos tienen y no pueden pagarlo, y comenzar a cremar los cuerpos que están en fosas comunes para el cuidado del medio ambiente; y porque también las fosas comunes están colapsadas. Todo lo que es gratuito, lo pagamos entre todos; si el Municipio le paga a una empresa privada para que lleve adelante este servicio, los salteños no tendríamos porqué pagarle este servicio a una empresa privada.

V. C.: ¿Una de estas empresas está ligada a Luis María García Salado?

R. A.: Lo único que me consta es que el proyecto, tal como está presentado, deja abierta las puertas para que esto sea un negocio privado. Hago un análisis legislativo del proyecto, y así como está no lo voy a apoyar, porque además es un proyecto que sale millones de dólares y tenemos que tener la responsabilidad legislativa de saber de lo que estamos hablando. Hoy la situación económica que estamos viviendo todos los salteños de todos los sectores sociales es muy grave, y cargar además presión tributaria al salteño con un proyecto como este, realmente no es oportuno. El servicio de crematorio municipal es necesario siempre y cuando no se beneficie a una empresa privada y tenga un fin social; y este proyecto tiene que estar acompañado de los informes correspondientes para que sepamos qué costo puede llegar a tener esto para un salteño.