EL SANTO DE TU DÍA

Día de Santa Marta: la leyenda dorada de la santa que venció al dragón

Hoy es el día de Santa Marta, patrona de las causas imposibles, de las amas de casa, hoteleros, personal de servicio y casas de huéspedes
miércoles, 29 de julio de 2020 · 00:00

MUNDO (Por María Carolina Mena Saravia) El 29 de julio, el santoral conmemora el día de Santa Marta, también conocida como Marta de Betania, hermana de Lázaro y María, ambos también llevan el mote “de Betania”, lugar cercano a Jerusalén. Conoce la misteriosa leyenda dorada de la santa que venció al dragón.

Los tres hermanos eran los amigos de Jesús, y fue en su hogar donde el Mesías se hospedó al menos en tres oportunidades como registran los evangelios de Lucas y Juan. La historia que envuelve la fidelidad de los tres hermanos a Jesús es asombrosa y ejemplar.

Marta era la hermana hacendosa de Lázaro, en contraposición a María (algunos estudios de los evangelios consideran que podría tratarse de María Magdalena), la hermana contemplativa, la que se dedicaba a escuchar atentamente las enseñanzas del Maestro.

Son muy conocidos los pasajes de los evangelistas Lucas y Juan. San Lucas relata aquella famosa queja de Marta hacia Jesús: “Señor, ¿no te da cuidado que mi hermana me deje servir sola? Dile, pues, que me ayude. Respondiendo Jesús, le dijo: Marta, Marta, afanada y turbada estás con muchas cosas. Pero solo una cosa es necesaria; y María ha escogido la buena parte, la cual no le será quitada” (Lc 10, 38-42).

El Evangelio de San Juan, por su parte, hace un relato descarnado de la resurrección de Lázaro, en la cual Marta tiene un papel fundamental durante la llegada del Maestro a la casa una vez que hubo muerto su hermano. “Señor, le dijo Marta a Jesús, si hubieras estado aquí, mi hermano no habría muerto. Pero yo sé que aun ahora Dios te dará todo lo que le pidas.Tu hermano resucitará, le dijo Jesús” (Jn 11, 21-23).

Santa Marta es la patrona de las causas imposibles (por su rogativa a Jesús en el episodio de la muerte de Lázaro), de las amas de casa, cocineras, de los hoteleros, casas de huéspedes, del hogar y de las hermanas de la caridad.

La leyenda dorada representa a santa Marta con vestimenta azul o verde, con un delantal, portando una cruz y unas llaves. Siempre con actitud de servicio y con un dragón a sus pies. Cuentan que, a la muerte de Jesús, los tres hermanos se dirigieron al sur de Francia, y fue precisamente en uno de estos pueblos, Tarascon, donde acechaba un monstruo conocido como Tarasque, que tenía en vilo a los habitantes.

Jesús en casa de Marta y María por Tintoretto, siglo XVI

La extraña fisonomía del animal era descrita como una mezcla de pez y bestia, de mayor tamaño que un buey. Fue entonces cuando Marta, decidida, roció al espécimen de agua bendita, y más manso que un cordero fue transportado con un cordón alrededor del cuello por toda la comarca (entre Arlés y Aviñón).

La leyenda dorada considera que murió en Tarascon, en el año 84 d. C., donde tuvo vida de recogimiento con ayunos y oraciones. Su tumba se halla en la cripta de la llamada Colegiata del pueblo. Santa Marta, en Colombia, lleva el nombre en honor a la santa porque fue fundada un 29 de julio. 

Milagrosa oración a santa Marta para lograr favores imposibles a través de su intercesión

Santa Marta mía, me acojo a tu protección, entregándome a tu voluntad y amparo. En prueba de mi afecto, te ofrezco esta luz que encenderé en tu honor todos los martes. Consuélame en mis penas y por la inmensa dicha que tuviste al hospedar al Salvador del Mundo, intercede por mí, para que invoquemos a Dios en nuestras necesidades. Te suplico tengas misericordia de mí y me concedas la gracia que hoy te pido (se pide la gracia). Te ruego venzas todas mis dificultades, como venciste al dragón que tienes a tus pies. Amén

(Al rezar se enciende una vela. Esta oración se reza nueve martes seguidos y se reparte cada martes una oración con el fin de difundir la devoción a la santa.)

Esta milagrosa imagen concede antes del noveno martes, la gracia por difícil que sea.

Valorar noticia

0%
Satisfacción
0%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Comentarios